15/12/09

Apoyo gallego para Aminetu Haidar

Fuente:elpais

Yslem tiene 21 años, vive desde los nueve años en O Porriño, y es cantante de rap. Su nombre quiere decir Hijo del desierto en árabe, para marcar con orgullo su procedencia del Sahara, desde donde llegó a través del programa Vacaciones en paz. Yslem ultima estos días el que está considerado el primer disco de rap grabado por un saharaui. Llevará por título Saharap, y la previsión era que estuviese en la calle a principios de 2010.

    Aminetu Haidar

"Tengo previsto viajar esta semana a Lanzarote para prestarle mi apoyo"

"Estoy en contacto permanente con su sobrino, al que ya conocía de antes"

Pero los planes se han trastocado en las últimas semanas. Yslem está más pendiente de la evolución de su compatriota Aminetu Haidar que de su propio trabajo discográfico. "Estoy en contacto constante por Internet con su sobrino, que vive allí en Lanzarote, y al que ya conocía de antes", explica Yslem. El músico ya había escuchado hablar de Aminetu Haidar mucho antes de que empezase un conflicto que está originando una crisis diplomática internacional. "Ella vive en El Aaiún, en el Sáhara ocupado, y yo me crié en Tinduf, en Argelia, en los campamentos de refugiados, pero ya la conocíamos por su activismo", comenta este joven rapero. Yslem ha grabado su disco entre Argelia y Marsella, uno de los epicentros franceses del hip hop, y se mueve por Europa con un pasaporte especial que el Gobierno de Argelia expide a los refugiados. "Siempre hay problemas para que los saharauis podamos movernos, pero últimamente me han concecido un visado especial de artista", declara este músico, al tiempo que añade su agradecimiento al apoyo personal que le ha prestado Hadija Hamdi, la ministra de Cultura del Sahara. Este visado no le exime de cumplir unas estrictas normas en los aeropuertos: su portátil está confiscado en las aduanas de Tinduf, por no llevar las facturas que demuestren que es el propietario. "Tengo toda la documentación y la música dentro, y estoy esperando que me lo devuelvan desde hace un mes", confiesa con amargura. Yslem regresaba de una estancia en el Sahara donde, entre otras cosas, estuvo grabando un documental con el periodista Jon Sistiaga y el actor Santi Millán. Este último también ha estado en los últimos días en plataformas de apoyo a Aminetu Haidar, que prosigue su huelga de hambre en el aeropuerto de Lanzarote. Yslem tiene previsto viajar esta semana hasta Canarias para mostrar en persona su apoyo a Haidar. Está en contacto permanente con la Coordinadora de Ayuda al Sahara para programar su viaje. "Quiero estar allí para darle mi apoyo. Si todo se resuelve bien, me gustaría tocar para Aminetu, pero en cualquier caso que sepa que tiene nuestro apoyo al cien por cien", explica este rapero que canta en castellano y en hassani, un dialecto del árabe que se habla en el Sahara.

Yslem se está convirtiendo en un rapero popular entre la juventud saharaui. Algunos de sus temas suenan en los móviles de Tinduf, pero también en Cuba, donde existe una importante colonia de estudiantes, que se forman allí a raíz de un convenio entre el Frente Polisario y el Gobierno cubano. "Me hace mucha ilusión que me escriba gente que vive en Cuba y me hable de mis canciones", declara Yslem, al mismo tiempo que se emociona al hablar de los jóvenes que en el Sahara descargan su música de Internet. "Allí apenas hay portátiles. Van al ciber a descargar las canciones y tienen que estar esperando media hora, es desesperante", comenta el rapero sobre la precariedad de Internet en Tinduf. Las históricas reivindicaciones del pueblo saharaui siempre han sido un motivo de tensión con Marruecos, pero el conocido como caso Haidar, todavía ha avivado más la confrontación. El tono crítico y reivindicativo de las canciones de Yslem ha provocado que reciba constantes amenazas en su blog, e incluso las amenazas directas, como las que hace unas semanas recibió en Barcelona por parte de un grupo de marroquíes. "Desde el Sahara ya me han advertido que las cosas no están para bromas, y que tome precauciones, porque esto se está poniendo muy feo", confiesa el Hijo del desierto, al mismo tiempo que critica "la actitud inmovilista de España".

Yslem se mantiene en contacto con otros artistas del Sahara, algunos que han colaborado en su disco, muy conocidos en su país, como la cantante Aziza Brahim, para coordinar el apoyo a Aminetu Haidar. "Estamos muy pendientes de ver como acaba todo esto", concluye Yslem, mientras se comunica por Internet con el sobrino de Aminetu. Eso sí, a través del ordenador que le presta un amigo. Porque el suyo sigue confiscado en la aduana.


1 comentario:

daayam dijo...

Antes que nada quisiera dar las gracias a tod@s l@s habitantes de Galicia por su apoyo incodicional y no es nada nuevo.
Por otra parte, quisiera, decirle a Yslem, que me siento muy orgullosa de él.